16 ago. 2013

El pacto (2011)




Pacto de no raciocinio

Desde un primer momento atrapa al espectador, presentando como se altera la vida conyugal de una pareja, cuando la mujer es agredida sexualmente y su marido decide aceptar la propuesta de un misterioso hombre, que traerá repercusiones en su vida cotidiana.
Lamentablemente la agresión sexual es el único punto verosímil de la trama, a pesar de ello y apoyándose en innumerables libertades arguméntales, lejos de cualquier atisbo de credibilidad, su director desarrolla una trama dinámica de misterio y opresión, llena de ritmo y giros arguméntales que atrapan al espectador.
Construye progresivamente una situación atenazante en la que el protagonista es perseguido por el compromiso aceptado inicialmente, que le conduce a una vorágine de persecuciones, inseguridad y sentimiento de culpa encontrados.
Su director se apoya en la correcta interpretación de Nicolas Cage que se olvida por un momento del histrionismo habitual que suele aportar a sus papeles, que comparte cartel con la presencia asfixiante de Guy Pearce que se convierte en el peso pesado del relato.
Logra mantener la atención del espectador en todo momento, ofreciendo el paulatino acoso al que esta sometido el protagonista, plagado de extrañas peticiones en principio irrelevantes, que se tornaran en una autentica pesadilla a la que tendrá que hacer frente con todo tipo de artimañas.
Si pactas con el director en olvidar los prejuicios y dejar de lado el raciocinio, te adentrarás inconscientemente en un relato dinámico, frenético y lleno de acción, que te mantendrá pegado al asiento para alcanzar su desenlace, puro entretenimiento.


0 comentarios :

Publicar un comentario