16 sept. 2013

Hotel Transilvania (2012)


Para los más pequeños de la casa


El conde drácula tras una dramática vivencia, decide construir un hotel para todos los monstruos y su hija, con el fin de protegerlos del ser humano. Cine de animación infantil que ofrece una nueva perspectiva de los monstruos tradicionales del cine de terror, ofreciendo un giro de tuerca en el que los monstruos son los que temen al ser humano. Cuenta con unos gráficos animados correctos y suavizados, aportando a los personajes del cine de terror, un perfil suave y edulcorado.

A partir de un tono desenfadado, plagado de guiños al cine de terror y sus respectivos personajes, ofrece la historia de un padre sobreprotector, encarnado por el conde Drácula, que depara momentos de diversión y entretenimiento, gracias al humor que desprende en diversas secuencias.



Presenta una amplia galería de personajes del cine de terror, jugando con las posibilidades humorísticas que ofrece cada uno de ellos, pero algunos de ellos quedan relegados en un segundo plano y a penas se aprovecha su presencia. La historia no da para mucho y es previsible, abusa del empleo de momentos musicales para rellenar huecos, con canción cantada por los monstruos incluida, que no funciona y que se repite en el tradicional baile de cierre, que se usa para intentar vender algún éxito musical.



En términos generales, es una película de animación divertida y desenfadada, que va destinado al público más joven, a la que se le podría pedir una ambientación más propia del cine de terror y una historia menos simple. Cumple con sus propósitos de entretenimiento y diversión, pero se echa en falta mas picardía y maldad en su conjunto.

0 comentarios :

Publicar un comentario