7 oct. 2013


Jardín con malas hierbas

Inteligente y áspera critica social, desarrollada a través de todo un entramado político de intereses, basada en una novela de John Le Carré. Fernando Meirelles, presenta un trabajo serio y respetuoso con la obra original, para desarrollar de una forma clara y concisa, toda una trama de intereses políticos y económicos, en un jardín en el que hay muchas hierbas que sanear.


Presenta la forma en que la pareja protagonista se conoció con celeridad, para dar paso a la muerte de la mujer y las sospechas de su marido de infidelidad, que le llevan a realizar una investigación, que le conduce por un largo sendero, plagado de revelaciones inesperadas y nuevos misterios. Construye la trama de suspense a base de indicios y pruebas que el protagonista va descubriendo al mismo tiempo que el espectador, logrando de esa forma captar su atención y hacerle participe de cada avance en la investigación.

Cuenta con un reparto sólido que ofrece notables interpretaciones, entre las que destacan las del siempre eficaz Ralph Fiennes (Quiz Show) y la fugaz, pero fundamental presencia de Rachel Weisz (La verdad oculta) que otorga vida y motivación por desenmascarar la verdad del protagonista.

Destaca la banda sonora de Alberto Iglesias, que logra ofrecer desde la sencillez, piezas adecuadas para cada momento, destacando la dulzura de aquellos instantes románticos de la pareja o la tensión que imprime al desarrollo de la trama de suspense.



En algunos momentos deja la sensación de que podría haberse reducido su metraje, eliminando las tomas de la belleza de África y el empleo de la cámara en mano en algunas situaciones que no lo requieren, pero por encima de todo, queda la calidad del relato y la denuncia que ofrece. Meirelles nos adentra en un aparente bello jardín que esconde rincones donde las malas hierbas crecen, toda una denuncia de los intereses y la explotación existente en el país Africano.

0 comentarios :

Publicar un comentario