23 ago. 2014

Caza humana (2013)


Escapar de ella es la solución

Parece que el combustible de los aviones que pilota John Travolta ha subido de precio y que los caprichos de Robert De Niro empiezan a pasar factura porque, de lo contrario, no se entiende como estos dos actores hayan participado en esta producción belga carente de originalidad y sentido. 

La película se apoya en un argumento endeble y sencillo, carente de algún tipo de reto intelectual para el espectador. Coloca a dos hombres en medio de un bosque para protagonizar la eterna lucha del ratón y el gato, enfrentándose con todo lo que pillan a mano. 

Por su argumento, calidad visual e interpretativa, perfectamente podría haber sido un producto con destino directo al videoclub, pero ya no se llevan mucho los videoclubes, así que digamos que tiene todo el aspecto de producción televisiva barata y mediocre. De no ser por la presencia de sus dos estrellas protagonistas, sin duda alguna, nos encontraríamos ante el tradicional telefilme de cuatro de la tarde.


El argumento no da para mucho y se limita a desarrollar el crudo enfrentamiento entre los dos protagonistas, presentando situaciones inverosímiles, carentes de lógica y de algún tipo de atractivo por el cual el espectador pudiera mantener el interés en su desarrollo. 

De Niro y Travolta se limitan a cumplir con el protocolo y se pasean por la historia sin pena ni gloria, donde más entusiasmo habrán puesto ha sido a la hora de llevarse sus honorarios. De Niro no está convincente en su papel de viejo veterano de la guerra y Travolta, con sus kilos de más, tampoco ayudan a hacer creíbles los diferentes enfrentamientos que protagonizan. Para ser honestos, ni siquiera resultan convincentes los kilos de betún que luce Travolta en la cabeza para camuflar la carencia de pelo que tiene, algo cantoso y bochornoso, rozando el más absoluto ridículo.


La película juega con los diversos enfrentamientos que protagonizan los dos actores, abusando de la reiteración del cambio de tornas. Esta película podría incluirse en el género de la ciencia ficción, ya que sorprende la capacidad de recuperarse de las heridas que presentan los protagonistas, parecen descendientes del mismísimo Lobezno. 

Por no alargar en exceso la critica y el mal rato que me hace recordar su visionado, decir que esta Caza Humana se lleva el premio al mayor ridículo bochornoso.

0 comentarios :

Publicar un comentario