3 ago. 2014

El novato (1990)


Broma de Brando a Don Corleone


Simple y desenfadada comedia, cuyo mayor reclamo reside en la presencia de Marlon Brando haciendo una pequeña parodia del papel que le permitió conseguir su segundo Oscar a mejor actor. por El padrino. 

El hilo argumental de la película es lo de menos, los momentos que más se disfrutan son las reducidas apariciones de Marlon Brando, que con su sola presencia ensombrece a todo el reparto. 

Cada gesto, mirada y línea de dialogo que protagoniza Marlon Brando, recuerda indudablemente a Don Vito Corleone, convirtiéndose en los momentos verdaderamente divertidos, restando importancia a toda la trama central.

Los responsables de la película, demuestran ser verdaderos seguidores de la saga de El padrino, puesto que rellenan El novato, con innumerables referencias a secuencias memorables de El padrino, parodiándolas e incluso integrándolas a lo largo de la película. 

El argumento de la película, como tal, no llega a despertar el interés en ningún momento, ni logra a ser verdaderamente divertido, exceptuando los momentos que regala Marlon Brando.

Por la película se pasean sin pena ni gloria pequeños interpretes jóvenes como Mathew Broderick y Penélope Ann Miller, habituales de las comedias ligeras de los noventa.


Para ser una comedia trivial y ligera, sorprende la participación de dos grandes interpretes ganadores del Oscar, como son Marlon Brando y Maximilian Schell, quedando éste último relegado a un papel extremadamente secundario, eclipsado por la genuina presencia del Don. 

Los diálogos carecen de chispa, las secuencias pasan sin pena ni gloria, sin llegar a resultar divertidas, ni entretenidas. El tiempo y el desarrollo de la trama central, avanzan sin interés, mientras el espectador espera las apariciones estelares de Marlon Brando.


Como curiosidad y guiño auto paródico, tiene cierto encanto, pero el global de la película, no funciona como tal. Lo mejor sin duda, Marlon Brando.

0 comentarios :

Publicar un comentario