6 dic. 2015

La caverna maldita (2005)

La maldita caverna

 Irregular producción de terror que parte de una premisa llamativa e interesante en la que unos investigadores deciden adentrarse en una profunda caverna, donde creen que puede haberse formado un nuevo ecosistema.   
 El argumento presenta numerosos puntos de interés con los que ofrecer momentos de tensión y suspense. Los responsables de la película ofrecen un trabajo de ambientación denso y oscuro acertado, con el que logran ubicar al espectador en las profundidades de la caverna. 


 La calidad técnica e interpretativa se ajusta a los resultados de una producción televisiva barata y no llega a destacar en ningún aspecto. El director confunde terror con mareo, abusando del manejo de la cámara en mano que llega a marear.  La película presenta una fotografía oscura que se ajusta a lo esperado, ya que se sitúa la historia en el interior de una caverna, pero esa oscuridad llega a confundir al espectador en muchos momentos.  
 Se precipita a la hora de presentar y desarrollar algunas situaciones, cometiendo el error de no dosificar con acierto ciertas apariciones especiales. Las interpretaciones del reparto son muy pobres y los efectos especiales empleados para presentar a los seres que habitan en la caverna, no llegan a ofrecer resultados satisfactorios.  El director logra ofrecer momentos de tensión interesantes, combinando con acierto la sensación de claustrofobia y la oscuridad reinante, dando como resultado buenos instantes de emoción y nerviosismo. Comete el error de llegar a confundir al espectador en diversos momentos, donde la cámara se mueve sin control, echando a perder lo que podrían haber sido unas buenas secuencias de terror.   El comportamiento y las decisiones de algunos personajes llegan a ser incomprensibles, pero sirven de excusa para seguir con atención el desarrollo de la trama.  


 Después de dar muchas vueltas y sobrevivir a diversos peligros, la pelicula alcanza un desenlace tramposo, propio de cualquier producción barata que busca seguir explotando la misma idea. Con suerte no volveremos a visitar La caverna maldita

0 comentarios :

Publicar un comentario