24 feb. 2016

Gallipoli (1981)



Vivir para correr

Interesante producción australiana dirigida por un correcto, Peter Weir, que, apoyándose en la novela de Ernest Raymond, construye un intenso y poderoso drama alrededor de las vivencias de dos amigos y compañeros atletas que deciden alistarse en el ejército para participar en la guerra que les enfrenta a los turcos en la batalla de Gallipoli.
El director opta por un desarrollo pausado, frío y distante de los acontecimientos, presentando una historia llena de interés, donde pone de manifiesto la facilidad con la que la guerra cambia la vida de muchas personas, en este caso, la de dos amigos atletas, cuya labor en la guerra se centra en  ser corredores de mensajes en medio de la cruenta batalla.

Los responsables de la película se pasean por la superficie de la amistad generada en el campo de batalla, dejando pinceladas de las vivencias y momentos vividos por los protagonistas en su etapa de atletas, lo que sirve para ofrecer un claro contraste entre los diferentes mundos en los que han compartido momentos.
En su reparto destaca la presencia de un joven y prometedor, Mel Gibson (Hamlet el honor de la venganzaEl hombre sin rostro), en uno de sus primeros y relevantes papeles, donde consigue ganarse al espectador gracias a su carisma. Su interpretación no llega ser memorable, pero consiguió destacar por encima de sus compañeros de reparto, lo que, junto a su participación en Mad Max, le abrió las puertas de Hollywood.

Peter Weir recrea con acierto, ciertas situaciones de la confrontación, sacando el máximo partido a los elementos con los que cuenta, ofreciendo un trabajo interesante y satisfactorio. La película cuenta con una banda sonora emotiva y memorable, compuesta por Brian May, que logra aportar las dosis de calor necesarias, a un relato que se antoja excesivamente frío y distante, hasta alcanzar un vertiginoso y apabullante desenlace, donde el suspense y la tensión se convierten en auténticos protagonistas.
Gallipoli, queda como un emotivo e inspirador relato de la amistad en tiempos de guerra, logrando cautivar y emocionar al espectador gracias a su banda sonora y a la poderosa historia que desarrolla.

0 comentarios :

Publicar un comentario