3 may. 2016

Argo (2012)


"Argoderse"

Tras sus primeros y sorprendentes trabajos como director, Ben Afleck (Adiós pequeña, adiós, Ciudad de ladrones), deja de ser sorpresa y se confirma como un notable realizador que ha trasladado a la pantalla una historia basada en hechos reales, nacida a partir de un articulo de prensa surgido tras la desclasificación de datos del Gobierno americano que estaban guardados bajo llave.

George Clooney, (Tres reyes, o brother!, Michael Clayton, Oceans eleven, Confesiones de una mente peligrosa, Los idus de Marzo), interesado en un cine más ligado con la política y crítica social, produce esta película, a la que Ben Afleck le da la densidad y ritmo necesario, manejando el suspense de una manera magistral. Un experto en rescates de rehenes intentará salvar la vida de un grupo de americanos que ha quedado atrapado en un país hostil, con una idea extravagante, la de hacerlos pasar por los responsables del rodaje de una película.

Como en otras ocasiones la realidad supera la ficción y en esta ocasión, le permite a Afleck ofrecer una trama de misterio y suspense, sólida y atractiva. Presenta inicialmente y de una forma original, los sucesos políticos que precedieron a la situación de protesta del país. Ofrece una recreación de los hechos clara y concisa, logrando captar la atención del espectador con el desarrollo y ejecución de una misión secreta, arriesgada y extravagante. Presenta un contrastaste entre la belleza de las localizaciones del país y la ola de violencia que se desata por sus calles. Recrea con meticulosidad la etapa de los años setenta, apoyándose en la indumentaria y estética de aquella época. Consigue jugar con imágenes de archivo deentonces, alternándolas con escenas creadas para la película, logrando un equilibrio que transmite la veracidad de los hechos.

Afleck, se rodea de un buen reparto, donde destaca la presencia de los siempre carismáticos John Goodman (Golpe de efecto, El gran Lebowsky, Fallen, Barton Fink, Red state) y Alan Arkin (Glengarry Glen Ross, Sola en la oscuridad, Tipos legales), este último con una interpretación llena de personalidad. Lo mejor del relato radica en la solidez del argumento y la capacidad de Ben Afleck para manejar los tiempos y jugar con el suspense alrededor de secuencias de verdadera tensión, que no dejan un instante de respiro.

Cine inteligente y atractivo, bien relatado que demuestra que el sitio de Ben Afleck se encuentra más detrás de las cámaras que delante de las mismas. La recreación de una farsa que ha cosechado el éxito tanto en la vida real como en esta película.




1 comentario :

  1. Una grandisima sorpresa la que me lleve cuando duditativo y desconfiado entre a la sala del cine a ver este peliculón...sin duda me gusta mas Afleck detras de la cámara. Buena crítica ;)

    ResponderEliminar