6 may. 2017

Bardem, "manos ligeras"


Todo un pirata

Me hago eco de una noticia que viene a recordar que la corrupción está llegando a salpicar al mundo del cine. Cuando parecía que todo era ideal en la vida del intérprete, llegan malas noticias para Javier Bardem (Piratas del Caribe: La venganza de Salazar, Skyfall, Biutiful, El consejero, Antes que anochezca, Mar adentro, Los lunes al sol, Collateral, No es país para viejos, Perdita Durango).


El Tribunal Supremo ha decidido confirmar dos multas, que suman un total de 150.491 euros, a Bardem por haber defraudado en sus declaraciones de IRPF ante la Hacienda Pública en 2006 y 2007 a través de una empresa. Las dos sentencias además condenan al actor a hacerse cargo de las costas de ambos procesos judiciales, hasta un máximo de 2.000 euros por cada uno de ellos (Este apartado de las costas no creo que sea lo que más le pueda llegar a inquietar). 
Según explican las resoluciones, Javier Bardem canalizó sus ingresos durante esos dos años a través de una sociedad de la que él era administrador (Me sorprende): Pinguin Films SL. La sociedad cobraba por el trabajo de Bardem, pero las cuentas del actor sólo recibían una parte del dinero: de esta forma la mayoría de los impuestos los pagaba la empresa, con unos tipos impositivos menos elevados y, en resumidas cuentas, pagando menos IRPF.

Tengo la sensación de que el reciente estreno de la quinta entrega de Piratas del Caribe, Piratas del Caribe: La venganza de Salazar, le va a servir para cubrir parte de los gastos. Con la experiencia adquirida, queda claro que está hecho un Pirata.




0 comentarios :

Publicar un comentario