13 oct. 2017



No debería haber salido a la luz

Parece que el relativo éxito de crítica y público del cortometraje de terror, Luces fuera, ha animado a las productoras a apostar por el director y creador de este último, David F. Sandberg.  En este caso, lo hacen apostando sobre seguro. con una adaptación del propio corto de 2013, apoyándose en un guion firmado por su propio creador. 
 Nos encontramos ante un claro ejemplo del empeño de las productoras cinematográficas por explotar un producto hasta dejarlo destrozado e inservible. Ésta que nos ocupa es un auténtico despropósito y todo un sacrilegio que echa a perder la esencia del cortometraje original.  



David F. Sandberg, firma el guion junto con Eric Heisserer, ofreciendo un trabajo totalmente irregular y alejado de toda lógica. No consiguen ofrecer un desarrollo sólido y en ningún momento consiguen dar forma a una historia que no se sabe muy bien hacia dónde se dirige.

El argumento en el que se basa peca de sencillo, y el desarrollo del mismo resulta torpe y desaprovechado puesto que los responsables de la película caen en numerosos tópicos y no sacan el máximo partido a una historia que daba para potenciar mucho más el suspense y el terror.

La película se prolonga estirando el chicle del cortometraje, carece de auténtica tensión, incluye escenas algo risibles y echa a perder una idea aterradora en unos cuantos sustos baratos repartidos sin buen ojo. Todo lo que funcionaba a la perfección en el cortometraje, aquí se va al traste.

No hay un gran desarrollo de personajes, cae en tópicos del género de terror y se toma multitud de licencias para dar sentido al desarrollo irregular que ofrece. Intenta dar respuestas a diversas cuestiones, pero lo cierto es que enreda todo más de la cuenta. Un producto bochornoso que no debería haber salido a la luz.

En resumidas cuentas debo decir que la sombra del cortometraje de terror y suspense, Luces fuera es alargada, haciendo que Nunca apagues la luz, se convierta en una decepcionante y lamentable sucesora que echa a perder los encantos del primero.

Otros trabajos destacados de sus responsables


0 comentarios :

Publicar un comentario